AMOR: Tratar a cada persona con amor incondicional.
 

RESPETO: Tratar a cada persona con absoluto respeto.
 

SERVICIO:   A mantener Puertas Abiertas y a servir a los niños y niñas que están en gran riesgo.
 

ABOGACÍA:  A proteger y a salvaguardar a todos los niños y niñas, y a hablar en su nombre.
 

FAMILIA:  A ayudar a las familias y a reunir a los niños y niñas con sus familias cuando sea posible.